Follow by Email

domingo, 24 de julio de 2011

¿Para qué sirven los cuidados paliativos?

Como hemos ya afirmado, los cuidados paliativos son aquellos que se dispensan a enfermos terminales cuando no operan ya los cuidados curativos. Alivian al enfermo, pero no lo curan. Su finalidad es dar y aumentar la calidad de vida en los últimos momentos de la existencia humana. Estos cuidados  ayudan a reconocer la dignidad de la persona humana y ponerla en capacidad de afrontar el momento decisivo de la muerte con plena conciencia y plena humanidad, en el sentido de estar en capacidad de cumplir de la mejor manera el acto más decisivo de toda la existencia terrena: el morir. Son la respuesta ética a la fase final de la vida. Se recomiendan vivamente porque facilitan el control de síntomas, en especial, del dolor; porque prestan al enfermo una atención personalizada e integral en las diversas esferas en que se manifieste el dolor. Porque sirven de soporte a la familia del paciente, esto es, facilitan la comunicación entre la familia y el paciente y viceversa. Y porque mantienen en condiciones óptimas a los profesionales que suministran estos cuidados, ya que el desgaste de ellos al atender a enfermos terminales es muy fuerte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario